Fresas con Nata – Receta de Temporada

Un fan de La Fonda

Un fan de La Fonda

Vamos, a estas alturas del campeonato, vas tu y en el colmo de la creatividad, pones una receta de fresas con nata.  ¿Va en serio que la vas a publicar?  ¿Me puedes decir quien en plena temporada de fresas no es capaz de servir este postre?

Aquí va un postre barato, sencillo y resultón

FRESAS CON NATA

Fresas con Nata - Foto AA

Fresas con Nata – Foto AA

Ingredientes: (para 3 copas como la de la foto)

300 gr de fresas maduritas (o fresones que es lo que realmente se encuentra en el mercado)

2 vueltas de molinillo de pimienta blanca

Vinagre de Módena

30 gr de azúcar

150 gr de nata para montar

20 gr de azúcar lustre (opcional)

Preparación:

Lavar las fresas sin quitarles el rabito.  Secar bien, quitar el rabito, cortar en trozos no muy pequeños y ponerlos en un bol.  Añadir la pimienta (más o menos en función de cada uno), el chorrito de vinagre de modena y el azúcar.  Remover con cuidado para integrar bien los diferentes ingredientes.  Tapar con film y dejar en la nevera hasta la hora de utilizar (con una horita es más que suficiente).

Montar la nata con el azúcar lustre (lo del azúcar es opcional – a mi personalmente me gusta más la nata sin azucarar).

A la hora de servir, poner en una copa (o vaso) un par de cucharadas colmadas de las fresas con su jugo.  Poner la nata montada por encima y a disfrutar.

Música para cocinar: Cleaning Windows – Van Morrison

Y Finalmente …. Mermelada de Fresa y Naranja

Tomate en hieloComo conservar los alimentos ha sido una preocupación desde que el hombre es hombre.  Es todo un reto y a la vez una necesidad.

Métodos de conservación hay muchos: congelar, secar, salar, ahumar, adobar, cubrir con grasas, tapar con ceniza, sumergir en aceite,  … Todos pensados para guardar los alimentos y así poder disponer de ellos durante más tiempo.

Y cuando llega la temporada de primavera – verano el mercado se llena con frutas dulces y tentadoras y que tanto extraño en los largos meses de invierno.

El proceso para hacer una buena mermelada es sencillo: fruta de temporada – madura no pocha – azúcar (antiséptico y conservante) y zumo de limón (antioxidante), combinados en su justa medida, llevados a ebullición hasta adquirir ese punto de viscosidad y de brillo perfecto, para finalmente meter en un pote y gozar.

 MERMELADA DE FRESA Y NARANJA

Mermelada de fresa y naranja - Foto AA

Mermelada de fresa y naranja – Foto AA

Ingredientes:

1 kg de fresas (realmente fresones)

2 naranjas

700 gr de azúcar

El zumo de medio limón

Preparación:

Lavar los fresones, quitarles el rabito, cortar en trozos medianos y poner en un bol grande.

Rallar muy fina la piel de las 2 naranjas.  Exprimirlas y añadir el zumo y la rallura a las fresas cortadas.  Exprimir el limón y también añadir a las fresas.  Incorporar el azúcar.  Remover bien para disolverlo y dejar reposar unas horas removiendo de vez en cuando (mejor toda la noche).  Esta primera parte del proceso hace que la fruta suelte todo su zumo.

Poner la mezcla en una olla de fondo grueso y cocer a fuego medio unos 20 – 30 minutos, removiendo de vez en cuando hasta que tome la consistencia adecuada.

Envasarla en potes de vidrio previamente escaldados (o puestos en el horno a 200º durante 10 minutos).  Ponerlos en una olla con agua hirviendo durante 15 o 20 minutos.  Dejarlos enfriar boca abajo.  Una vez frios, etiquetarlos.

Música para cocinar: La Primavera – José Mercé

 

Mermelada de Naranja

MERMELADA DE NARANJA

Mermelada de Naranja - Foto AA

Mermelada de Naranja – Foto AA

Ingredientes:

2 Kg. de naranjas

1 limón

1 ½ Kg. de azúcar

¾ litro de agua mineral

Preparación:

Al limón y a la mitad de las naranjas, le quitaremos la piel.  Utilizar un pelador de patatas para evitar cortar nada de lo blanco (amarga).  Cortar las peladuras en juliana muy fina.  Poner en un cazo con agua y dejar cocer unos 10 minutos.  Retirar del fuego, vaciar el agua, volver a poner agua en el cazo y volver a cocer la piel de los cítricos unos 10 minutos más (proceso de blanquear).  Escurrir y reservar.

Pelar todas las naranjas eliminando bien toda parte blanca existente y cortarlas en trozos (no hace falta que sean iguales ni regulares.  Es mejor hacer esta operación dentro de un bol ya que así se recoge todo el zumo que la fruta suelta.

En una olla con base gruesa, poner el agua y llevarla a ebullición.  Añadir el azúcar, la piel de los cítricos y finalmente los trozos de naranja y el zumo que hayan soltado.  Cocer todo a fuego medio, removiendo bastante a menudo, durante una hora y media (aproximadamente: depende de la cantidad de zumo que tenga la naranja).

Cuando tenga la textura de mermelada, empotar en potes de cristal esterilizados.  Cerrar bien los potes y girar al reves para producir el vacio.  No voltear los potes hasta que estén totalmente frios.

Música para cocinar: Tu me Camelas – Niña Pastori

Mermelada de Fresa – Fruta de Temporada

MERMELADA DE FRESA

Mermelada de Fresa - Foto AA

Mermelada de Fresa – Foto AA

Ingredientes:

1 Kg de fresas

700 gr de azúcar

1 limón

Preparación:

Lavar las fresas, quitarles el rabo y cortarlas en trozos.

En un bol, mezclar el zumo de limón, el azúcar. Verter encima de las fresas y dejar macerar unas horas (mejor si es toda la noche).

Trasladar las fresas maceradas a una olla y cocer a fuego lento unos 30 minutos.

Una vez obtenida la textura de mermelada, empotar en botes esterilizados.

Música para cocinar: Fresas – José Mercé

Magdalenas al Pedro Ximénez – Vino para comer

 

En el mismo instante en que ese sorbo de té mezclado con sabor a pastel tocó mi paladar… el recuerdo se hizo presente… Era el mismo sabor de aquella magdalena que mi tía me daba los sábados por la mañana. Tan pronto como reconocí los sabores de aquella magdalena… apareció la casa gris y su fachada, y con la casa la ciudad, la plaza a la que se me enviaba antes del mediodía, las calles…”  - Marcel Proust - En Busca del Tiempo Perdido

En el mismo instante en que ese sorbo de té mezclado con sabor a pastel tocó mi paladar… el recuerdo se hizo presente… Era el mismo sabor de aquella magdalena que mi tía me daba los sábados por la mañana. Tan pronto como reconocí los sabores de aquella magdalena… apareció la casa gris y su fachada, y con la casa la ciudad, la plaza a la que se me enviaba antes del mediodía, las calles…” – Marcel Proust – En Busca del Tiempo Perdido

Mi tía no me daba Pedro Ximénez, ni tampoco magdalenas.  Pero una vez que las pruebas, ya no las olvidas en la vida.  Suaves, esponjosas, con ese dorado especial que le da el vino dulce. Pequeñas tentaciones en las que da gusto caer.

MAGDALENAS AL PEDRO XIMÉNEZ

Magdalenas al Pedro Ximénez - Foto AA

Magdalenas al Pedro Ximénez – Foto AA

Ingredientes:

3 huevos

La ralladura de 1 limón

150 gr de azúcar

150 gr de harina

50 gr de aceite de oliva suave

8 gr de impulsor

70 gr de Pedro Ximénez

Preparación:

Rallar la piel del limón y mezclar con el azúcar para aromatizarlo. Mezclar la harina con el impulsor y tamizarla.

Batir bien los huevos con el azúcar hasta que tripliquen su volumen. Cuando esté bien cremoso, añadir poco a poco primero el aceite y después el Pedro Ximénez.

Agregar la mezcla de harina y levadura en forma de lluvia y mezclar con movimientos envolventes hasta que esté bien integrada.

Dejar reposar la masa unas horas en la nevera.

Pre-calentar el horno a 200º y cuando esté caliente, colocar los moldes de papel sobre la bandeja del horno y rellenarlos hasta 3/4 partes de su capacidad.  Hornear 15 – 20 minutos.

Retirar del horno, dejar reposar 5 minutos y después desmoldar y dejar enfriar completamente sobre una rejilla.

Música para cocinar: American Authors – Best Day of my Life

 

Angel Food Cake – Receta de aprovechamiento

 

Un limón desnudo

Un limón desnudo

Ya lo he dicho más de una vez.  En mi casa, la comida no se tira.  Es como eso que dicen de la energía, simplemente se transforma.

Y esto es cierto para todo menos con una cosa: ¿que se hace con lo que te queda del limón una vez le has quitado la ralladura?  No hay nada más triste que ver un limón sin piel rondando por la cocina hasta que queda seco como la mojama e inexorablemente va a parar a la basura.  Si alguien tiene alguna idea, que la diga.

Pero si lo que te sobran son claras, aquí dejo una receta de aprovechamiento espectacular.  Suave, tierno, como de terciopelo. La única dificultad para hacerlo: agenciarte con el molde adecuado (la historia del mio ya la explicaré otro día)

ANGEL FOOD CAKE

Angel Food Cake - Foto AA

Angel Food Cake – Foto AA

Ingredientes:

125 grs. de harina tamizada

300 grs. de azúcar (dividido)

360 ml. de claras a temperatura ambiente (aprox. 12 huevos)

5 gr de cremor tártaro

2,5 gr de sal

15 ml de zumo de limón

10 ml de extracto de vainilla

Preparación:

Pre-calentar el horno a 177º y poner la rejilla en la parce central. Preparar un molde de 25 cm tipo “tube pan” (es como un molde de corona pero con patitas)

tube pan

En un bol grande mezclar bien 150 grs. de azúcar con la harina tamizada.

Batir las claras hasta que empiecen a espumar. Añadir el cremor tártaro, el zumo de limón y la sal y continuar batiendo hasta que se formen picos suaves. Entonces de forma gradual añadirle el resto del azúcar (150 grs.), cucharada a cucharada, hasta que se formen picos  fuertes. Añadirle entonces el extracto de vainilla.

Añadir la mezcla de harina sobre las claras (aproximadamente un cuarto de la mezcla a la vez) e ir incorporándola con suavidad pero rápido (no revolver). Es mejor utilizar una varilla de mano o una espátula grande de silicona. No mezclar en exceso para que las claras no se bajen.

Echar la masa en el molde y pasar una espátula través de la masa para eliminar posibles bolsas de aire.  Alisar la superficie y hornear entre 40 – 45 minutos. El pastel estará hecho cuando se inserte un palillo en el centro y éste salga limpio. La superficie del pastel puede tener grietas. No pasarse con el tiempo de horno.

Inmediatamente sacarlo del horno e invertir el molde. Dejar que el pastel se enfríe durante una hora como mínimo.

Cuando esté completamente frío, pasar una espátula a lo largo de los lados del molde para soltarlo y sacarlo del molde.

Música para cocinar: There must be an Angel – Eurythmics

Bunyols del Empordà al Cardamomo

Los primeros de la temporada.

Para saber todo lo que se ha de saber sobre el tema buñueril ir al post que Gastronosfera les ha dedicado y si no te apecete hacerlos solo hay que consultar el listado que hicieron los de Olleta de Verdures para saber donde encontrar los mejores sitios

BUNYOLS DEL EMPORDÀ (versión 1 con cardamomo)

bunyols del empordà con cardamomo_1832014Foto: AA

Ingredientes

312 g de harina (+ tener a mano unos 40 gr más por si hace falta ligar más la masa)

75 gr de azúcar

32 gr de mantequilla

17 gr de levadura de panadero

4 gr de sal

2 huevos

125 ml de leche

15 vainas de cardamomo

la ralladura de la piel de un limon

Aceite para freir los buñuelos / azúcar para rebozar los buñuelos

Preparación:

Calentar la leche. Cuando esté bien caliente sin que llegue a hervir añadir el cardamomo  y dejar infusionar tapado.

Mezclar bien en un bol, la harina, el azúcar, la mantequilla, la levadura y la sal, hasta obtener una mezcla homogénea.

Cuando la leche esté tibia, añadirla al bol y mezclarla con el resto de ingredientes. Agregar  la ralladura de limón y los huevos, de uno en uno.

Pasar la masa al mármol y continuar amasando hasta conseguir una masa uniforme y bien ligada y no muy pegajosa. (Si se pega a los dedos, añadir harina de poco en poco hasta que adquiera el punto adecuado).

Dejar reposar la masa en el bol tapado con un trapo, durante un par de horas, o hasta que doble el volumen, en un entorno tibio.

Para darles la forma coger porciones de masa según la medida que queramos que tengan los buñuelos y con las manos enharinadas hacer bolitas.

Calentar una sartén con el aceite al fuego y en el momento de poner los buñuelos en la sarten, poner un dedo en medio de la bola para hacerle un agujero.

Cuando los buñuelos estén dorados por un lado, girarlos y después retirarlos a un plato con papel absorbente. Rapidamente, y mientras todavía están calientes, pasarlos a un recipiente con azúcar para que queden bien cubiertos.

Música para cocinar: Hector Lavoe – La Murga de Panamá